Importancia de los primeros auxilios

Diariamente estamos expuestos a situaciones que pueden afectar nuestra salud y no siempre estamos conscientes de ello; llegamos a pensar que le pasará a los demás antes que a nosotros.

Desafortunadamente, los accidentes, lesiones o heridas son cosas que pueden suceder y en ocasiones, nada ni nadie puede evitar que sucedan y por lo mismo el tener conocimiento, capacitación en primeros auxilios pueden ser de mucha utilidad, pues ayuda a tratar lesiones, reducir el dolor y reaccionar de forma inmediata y adecuada ante cada una de estas situaciones. Ya sea en la oficina, trabajo, casa o lugares recreativos el conocimiento en primeros auxilios puede salvar vidas.

¿Qué son los primeros auxilios?

Los primeros auxilios son los cuidados o la ayuda inmediata, temporal y necesaria que se le da a una persona que ha sufrido un accidente, enfermedad o agudización de ésta hasta la llegada de un médico o profesional paramédico que se encargará de atender al herido y, en caso necesario, del trasladado a un hospital para mejorar o mantener las condiciones de salud en las que se encuentra el afectado.

Los primeros auxilios, como su nombre lo indica, “La primera ayuda”, es indispensable y necesaria para saber qué y cómo afrontar situaciones de emergencia que ponen en peligro vidas humanas. Estos conocimientos pueden ser la diferencia entre la vida y la muerte, entre un daño temporal o permanente, entre una recuperación complicada o rápida, etc. la lista de beneficios de los primeros auxilios es enorme.

Los primeros auxilios pueden ser de vital importancia para la salud de la víctima, ya que pueden hacer gran diferencia entre una lesión, accidente grave y hasta salvar una vida. Además, es importante contar en todo momento con un botiquín de primeros auxilios, conocer sus principales componentes y saber cómo aplicarlos en diferentes circunstancias.

Por otra parte, la capacitación en primeros auxilios te da otra perspectiva, pues aprendes a manejarte en situaciones delicadas, ser capaz de identificar qué hacer y qué no hacer, así como saber los números más comunes a los que se puede llamar para pedir ayuda. Nadie sabe cuándo se pueda requerir.

Los primeros auxilios se pueden aplicar en muchas circunstancias, como desmayos, fracturas, mordeduras o picaduras de insectos, choques, quemaduras por el sol, entre otras.

Los objetivos de los primeros auxilios son:

  • Conservar la vida.
  • Evitar complicaciones físicas y psicológicas (lesiones, infecciones y traumas.
  • Aliviar el dolor.
  • Ayudar a la recuperación.
  • Saber cuándo y cómo hacer las cosas, y cuándo no hacerlas.
  • Asegurar el traslado correcto del accidentado a un centro de salud.
  • Tener los conocimientos básicos, de qué hacer en una emergencia, nos permite ayudar a evitar el pánico y la desorganización, que es un comportamiento característico de las personas no preparadas.

Sin embargo, es necesario promover en los demás y en nosotros mismos una cultura de prevención a través de la cual estemos protegidos.

Cuando nos damos cuenta, esta cultura representa grandes beneficios, como el ahorro financiero. Al haber anticipado una posible enfermedad y adquirir un seguro de gastos médicos mayores, podemos observar que hay varias opciones para aplicarla.

Una de ellas es aprender sobre primeros auxilios. Si bien son prácticas que muchos desconocemos y no les damos la importancia que debiéramos, resulta elemental saber cómo hacer frente a las emergencias que lleguen a presentarse.

¿Cómo actuar ante una situación de emergencia?

Con la debida capacitación en primeros auxilios se puede hacer una evaluación de signos vitales tales como: Frecuencia respiratoria (número de respiraciones por  minuto), Frecuencia cardíaca (número de latidos del corazón), Pulso (circulación de la sangre a todas zonas del cuerpo), el cual debe tomarse colocando dos dedos en las arterias de la muñeca o del cuello. Deben sentirse alrededor de 60-80 latidos por minuto en los adultos. En el caso de la respiración, acercar el oído a la nariz para constatar su estado y colocar una mano bajo el tórax para sentir el movimiento. El número de respiraciones debe ser de 15 a 20 por minuto.

¿Qué se debe hacer en caso de dar los primeros auxilios?

  • Mantener la calma y actuar con tranquilidad, eso no quiere decir que se haga sin urgencia.
  • Colocar al paciente en una posición cómoda.
  • No levantarla sin que haya recibido los primeros auxilios.
  • No aplicar alcohol a ninguna parte del cuerpo, en el caso de quemaduras o cortes.
  • No se le debe dar líquidos.

Luego sigue los siguiente pasos:

  1. Proteger: En caso de contar con los conocimientos evitar movimientos bruscos con el herido,  valorar heridas, despejar el área y llamar a los números de emergencia mencionados anteriormente.
  2. Avisar: Avisar a las autoridades correspondientes o responsables de cubrir la emergencia o accidente debidamente, identificar al lesionado y sus principales datos en caso de que sea posible. Decir la dirección del lugar, el tipo de circunstancia y número de personas involucradas. Las instituciones más comunes y de las cuales deberías tener agendados en tu teléfono o agenda física son: Cruz roja, Bomberos, Policía, Radio patrulla, Seguridad ciudadana y empresas de salud privadas.
  3. Ayudar: En caso de contar con los conocimientos evitar movimientos bruscos con el herido,  valorar heridas, despejar el área y llamar a los números de emergencia mencionados anteriormente.

Prioridades de lesiones

Debes tomar en cuenta lo siguiente, en caso de estar presente en algún accidente o situación de emergencia.

  • Prioridad 1: Tiene que ver con todos los problemas relacionados con sangrados graves, problemas respiratorios, shock, heridas expuestas, quemaduras, paros cardiacos.
  • Prioridad 2: Quemaduras graves, lesiones de espalda, sangrados leves, lesiones leves en el cuerpo.
  • Prioridad 3: Fracturas leves, abrasiones, contusiones, raspaduras y traumatismos leves.
  • Prioridad 4: ¿Qué debe tener el botiquín de primeros auxilios?
¿Qué debe tener el botiquín de primeros auxilios?

No debe faltar lo siguiente:

  • Alcohol: De vital importancia para heridas expuestas y desinfección de las mismas.
  • Guantes: Evitar contacto con las lesiones y evitar infecciones.
  • Tijeras: Importante para el uso de vendajes y apósitos.
  • Algodón y gasas:Para cubrir heridas y evitar infecciones.
  • Desinfectantes y antisépticos:importantes para evitar infecciones y hacer limpieza de heridas.
  • Vendas: Cubrir heridas, torceduras, cortaduras y golpes.
  • Esparadrapo o micropore: Adhesivos Para afianzar las vendas en la zona de la curación.
  • Apósitos: Productos sanitarios para cubrir y proteger heridas.

Los primeros auxilios deben formar parte de la cultura de vida. Toda persona debe estar capacitada para actuar ante una emergencia y así evitar la pérdida de una vida. No todos cuentan con la disposición para aplicar estas técnicas, pues algunos ante un incidente se impresionan y no saben cómo actuar, o siente repulsión hacia la sangre.

Es por eso que se debe capacitar a las personas de acuerdo a sus capacidades y establecer los pasos a seguir ante un accidente, así como contar con un botiquín bien implementado para atender las emergencias.

Fuente: Internet

Click aquí: “¿Qué es la bursitis y cómo afecta a tu actividad física?”.
Click aquí para ver el vídeo: “La importancia de conocer primeros auxilios”.

Comentarios