¿Qué hacer ante una mordedura de perro?

Independientemente del tamaño del perro, de casas o de la calle y de la gravedad de la herida, una mordedura de este tipo debe tratarse siempre, pues de lo contrario, podría infectarse e incluso dar lugar a complicaciones muy graves. Aunque el perro lleve todas las vacunas existe un riesgo de infección que hay que evitar.

No importa el tamaño de la lesión provocada por una mordedura de perro, siempre se debe acudir a un recinto asistencial, especialmente, cuando afecta a lactantes y niños. El riesgo de padecer de rabía es muy alto, la cual es una una enfermedad provocada por un virus que se transmite a través de la saliva del perro y tiene una tasa de mortalidad de prácticamente el 100% de los casos.

Si sufre una mordedura de perro, No  debe echar agua oxigenada porque a la larga termina quemando la piel, por ello se recomienda limpiar la herida con agua y jabón durante 5 minutos.

¿Qué hacer ante una mordedura de perro?

  • Realizar inmediatamente un lavado profundo de la herida con agua corriente y jabón neutro o con suero fisiológico y si es posible aplicar un desinfectante. Una vez lavada y desinfectada la herida, se debe tapar con una venda limpia que no deje restos ni pelusas.
    Si se trata de una herida fea, desgarrada, profunda y con gran sangrado, hay que ir de inmediato al médico cubriendo la zona con un pañuelo o trapo limpios mientras presionamos encima para ayudar a detener la hemorragia.
  • Ahora es el momento de acudir al médico. Los perros tienen en su boca una gran cantidad de bacterias que pueden suponer una infección, el médico te recetará un tratamiento con antibióticos. Hay que hacerlo antes de que transcurran 8 horas desde la lesión, independientemente de la gravedad de la herida. Por banal que parezca, el especialista debe valorar si es necesario ponerse la vacuna antirrábica, sobre todo si el atacante es un perro callejero o de dueño no conocido que no pueda informarnos sobre su estado de salud y mostrarnos que tiene la cartilla de vacunación al día.
  • Finalmente y si no la has recibido antes, el medico deberá ponerte la vacuna antirrábica, es muy importante que lo hagas si se trata de un perro sin hogar y desconoces su estado de salud. Más razón si crees que pueda tener la rabia.
  • Si por el contrario se trata de una herida muy profunda o de un desgarro acudiremos de inmediato a un centro de salud, pues la alta concentración de gérmenes en la boca de los perros prolifera rápidamente cuando no hay oxígeno cubriendo la herida con un trapo, toalla o tela limpia mientras presionamos.

Lo más probable es que el médico paute un tratamiento antibiótico para evitar posibles infecciones bacterianas. Y, si la última dosis de tétanos la hemos recibido hace más de 10 años, es necesario recibir una de recuerdo porque la bacteria que provoca esta enfermedad se puede transmitir a

Si después de que te vea el médico la lesión empeora con el paso de las horas, es necesario que acudas de nuevo a la consulta para que examine y valore la evolución de la herida.

Es fundamental que aportemos al médico toda la información que tengamos sobre el animal (incluida la documentación veterinaria si disponemos de ella) para ayudarle a la hora de instaurar el mejor tratamiento.

Si se tiene la posibilidad, llevar al perro al veterinario para que pueda examinarlo es la mejor opción.

Fuente: Internet

Click aquí: “¿Cómo afecta en el cuerpo la salud bucal?”.
Click aquí para ver el vídeo: “Primeros auxilios: qué hacer en caso de mordedura de perro”.

Comentarios