La matrícula en escuelas públicas es gratuita y no está condicionada al pago previo de la cuota ordinaria o extraordinaria de la Asociación de Padres de Familia (Apafa) u otras asociaciones de familias o estudiantes, ni a la compra de uniforme escolar, donaciones u otros conceptos similares.

Así lo establece el Ministerio de Educación (Minedu) en la norma técnica denominada “Orientaciones para el Desarrollo del Año Escolar 2020”, que plantea que los equipos directivos de las instituciones educativas promuevan que las Apafa cobren sus cuotas 45 días calendario posteriores al cierre de la matrícula.

La norma, aprobada mediante la RVM 220-2019-Minedu, también prohíbe cualquier práctica discriminatoria, así como el condicionamiento a examen de ingreso, admisión u otro tipo de evaluación o documento.

Asimismo, estas orientaciones indican que las instituciones educativas deben solicitar los datos de los padres, tutores o apoderados de los estudiantes, así como información respecto a la salud de estos, como alergias, medicación, enfermedades existentes, etc., con el fin de atender cualquier urgencia que surja a lo largo del periodo lectivo.

Adicionalmente, durante la matrícula de los estudiantes de los ciclos I y II se solicitará constancia de haber realizado el tamizaje de hemoglobina y copia de la cartilla de Control de Crecimiento y Desarrollo. En caso de no haberlo hecho, los padres o apoderados deben firmar un documento en el que se comprometen a realizarlo en los siguientes tres meses.

Por otro lado, la norma técnica del Minedu señala que en la Educación Básica Regular y en la Educación Básica Alternativa se reservarán como mínimo 2 vacantes por aula para los estudiantes con necesidades educativas especiales asociadas a discapacidad leve o moderada hasta por 15 días calendario a partir del inicio de la matrícula.

Comentarios