La Tarumba en alianza estratégica con la Cruz Roja Peruana ofreció una función de Bandurria, espectáculo de su nueva temporada 2017, a beneficio de las poblaciones damnificadas por el Niño Costero.

La ayuda no solo se limitará a la recaudación alcanzada, sino también ha contemplado el diseño y ejecución de talleres enfocados a la recuperación socio-emocional por el desastre vivido a causa del Niño Costero y que estarán a cargo del equipo psicopedagógico de La Tarumba y dirigidos a los voluntarios y equipo de intervención de La Cruz Roja en Trujillo, para su replicabilidad con niños y jóvenes de las comunidades afectadas.

El trabajo en cooperación permitirá el desarrollo de habilidades interpersonales en el voluntariado de la Filial de Trujillo, complementando la preparación técnica impartida por la Cruz Roja Peruana dirigida a la prevención y comunicación humanitaria en situaciones de desastre.

La Tarumba llega a Trujillo con su propuesta psicopedagógica adaptada específicamente al abordaje de las necesidades psicosociales de los niños y niñas de las zonas de emergencia, para quienes la reconstrucción también tiene lugar en su mundo emocional y donde el juego, la creatividad y el afecto son dimensiones fundamentales para su recuperación.

La intervención del equipo psicopedagógico de La Tarumba en Trujillo, a realizarse los días 15, 16 y 17 de Octubre, constará de un taller de tres días dirigidos a los voluntarios y equipo de intervención de La Cruz Roja en Trujillo y una charla dirigida a la comunidad.

Comentarios