Las bebidas energéticas ponen en peligro tu salud

Las bebidas energéticas o hipertónicas son bebidas sin alcohol que contienen sustancias estimulantes. Disminuyen el agotamiento, incrementan la resistencia física y mejoran la habilidad mental de las personas que las toman.

Están compuestas principalmente por cafeína, vitaminas, carbohidratos y otras sustancias como por ejemplo la taurina, otro estimulante que elimina la sensación de cansancio.

Son los jóvenes mayormente quienes consumen este tipo de bebidas, pues están búsqueda de una dosis extra de vitalidad y que han sustituido a los termos de café de otros tiempos. Sólo que hay una importante diferencia: una lata tiene más del doble de cafeína que una taza de café. Muchos jóvenes, para experimentar un subidón, combinan estas bebidas con alcohol sin saber que la mezcla puede provocarles temblores y arritmias.

Las bebidas estimulantes o “energy drinks” fueron creadas para afrontar el día a día con más brío y sin sentir muestras de cansancio. Aunque las etiquetas indican que revitalizan cuerpo y mente y que tienen potentes efectos estimulantes, los expertos no las consideran tan inofensivas como aseguran sus fabricantes.

Un estudio elaborado por la Universidad de Texas asegura que consumir tan solo una bebida energética podría aumentar el riesgo de sufrir un ataque cardíaco o un accidente cerebrovascular a 90 minutos de disfrutarla.

Los investigadores analizaron a 44 estudiantes de la Escuela de Medicina McGovern en UTHealth, los cuales tenían 20 años, estaban médicamente sanos y ni siquiera fumaban. Con ellos, los expertos querían probar la función del endotelio, una capa de células que recubren la superficie de los vasos sanguíneos.

Para ello, todos los jóvenes consumieron menos poco menos de un litro de bebida energética, haciéndose una serie de análisis 90 minutos después.

Tras este período, lograron determinar que el diámetro interno de los vasos sanguíneos se había reducido casi a la mitad en promedio entre los participantes.

Ante esto, concluyeron que este efecto negativo podría estar relacionado con los efectos que provocarían en el endotelio los ingredientes de este tipo de bebestible, los cuales por ejemplo traen taurina, azúcar, cafeína y otros tipos de hierbas.

Ademas otros estudios comprueban que el consumo de bebidas energéticas causan mayor riesgo de experimentar un ataque al corazón. La presión arterial alta puede dañar las arterias lo que podría provocar un accidente cerebrovascular, un ataque de miocardio, la formación de coágulos de sangre y el aumento la frecuencia cardíaca.

¿Qué debes tomar en cuenta antes de elegir una bebida energética?

Tomar este tipo de productos sin ningún control puede resultar pernicioso para la salud. Hay que tomar en cuenta que estas bebidas contienen, además de la cafeína, ciertos componentes como hidratos de carbono y proteínas que, en un momento determinado, pueden resultar dañinos si el cuerpo registra una sobredosis. Si eres de los que padeces hipertensión y problemas cárdiacos mejor ni consideres el consumir o seguir consumiendo este tipo de bebidas.

Otro motivo de preocupación para los médicos es el consumo cada vez más indiscriminado de sustancias tales como el ginseng, la taurina, la efedrina o el guaraná que pueden suponer una auténtica bomba para el organismo.

Un estudio realizado por un grupo de investigadores del Hospital Henry Ford en Detroit (Estados Unidos), ha revelado que las personas que tienen la tensión arterial alta o enfermedades del corazón deben evitar el consumo de bebidas energéticas. Según el doctor James Kalus, autor del informe, “los niveles de cafeína y taurina que poseen son los responsables de ocasionar estas patologías”. Los investigadores observaron que en la persona que ingería dicha bebida la frecuencia cardíaca aumentaba de 7 a 8%, mientras que la presión arterial lo hacía en 7%.

La Organización Mundial de la Salud (OMS) recomienda denominar a estas bebidas como estimulantes, en lugar de energéticas. En cualquier caso, conviene leer detenidamente su composición y evaluar su ingesta en función de las enfermedades o dolencias de cada persona. Un dato revelador: en algunos países, como Francia, hasta 2008 se autorizó la venta de estos brebajes, antes estaba prohibido.

¿Por qué hacen daño las bebidas energéticas?

Además de toneladas de azúcar, los principales ingredientes de estas bebidas son compuestos estimulantes como la cafeína y la taurina, junto con varias vitaminas del grupo B.

Aunque estos ingredientes por separado no han demostrado causar muchos efectos secundarios adversos en una persona promedio, aún no se ha investigado lo suficiente sobre lo que podría llegar a provocar la combinación de todos.

Por otro lado diversos estudios comprueban que el el efecto en el cuerpo de la persona que consume bebidas energéticas, es que la cantidad de sangre bombeada por el corazón era mayor. Es decir que el combinar todos estos ingredientes en una bebidas energética puede causar efectos secundarios graves, significativo en el sistema cardiovascular del cuerpo.

En conclusión, estos estudios básicamente demuestran lo que la mayoría de médicos llevan años asegurando: las bebidas energéticas no son buenas para el corazón.

Si ves que llegas muy cansado al final del día, lo mejor que puedes hacer es dormir más horas y tratar de descansar mejor. También puedes optar por tomarte un café, aunque tampoco debes abusar de él.

Fuente: Internet

Click aquí: “La relación entre la alimentación y el cáncer”.
Click aquí para ver el vídeo: “Los grandes peligros de las bebidas energéticas”.

Comentarios