La exportación de jurel tuvo un crecimiento exponencial en el primer semestre del año, al alcanzar US$ 37 millones 392 mil, un incremento de 2156% respecto al mismo periodo de 2018 (US$ 1 millón 657 mil), reportó la gerencia de Servicios e Industrias Extractivas de la Asociación de Exportadores (ADEX).

El presidente del Comité de Pesca y Acuicultura del gremio exportador, Elie Barsimantov, señaló que este importante crecimiento se explica por una mayor captura y diversificación de mercados. En los primeros seis meses se despachó más de 43 mil toneladas.

Los principales destinos de esa especie fueron africanos. El más importante por monto fue Nigeria (US$ 21 millones 256 mil), seguido de Camerún (US$ 7 millones 485 mil), Ghana (US$ 3 millones 130 mil) y Costa de Marfil (US$ 2 millones 927 mil), a los que no se exportó en 2018.

A Camerún ingresó por el puerto de Douala; a Nigeria por el puerto de Lagos, Apapa y Onne; a Ghana por el puerto de Tema y Buenaventura; a Cote D’ivoire por el de Abdijan y a Corea del Sur por Busan.

El jurel se envió básicamente en la presentación de congelado (97% del total) y en menor cantidad en conserva (con agua, con aceite y con salsa de tomate). Es muy demandado por su alto contenido en ácidos grasos omega-3, precio económico y baja presencia de contaminantes.

En el periodo ya mencionado, el jurel se ubicó en el tercer lugar del ranking de exportación de especies hidrobiológicas para Consumo Humano Directo (CHD), detrás de la pota y del langostino. Las empresas que más lo exportaron fueron Tecnológica de Alimentos S.A., Pesquera Diamante S.A., Pesquera Exalmar S.A.A., Austral Group S.A.A., Pesquera Hayduk S.A., entre otras.

Uno de los nuevos mercados del jurel es Benín, país ubicado en el oeste de África que limita con Togo al oeste, Nigeria al este y por Burkina Faso y Níger al norte. Tiene una población de más de 9 millones de personas y se le exporta esa especie en sus presentaciones de congelado y fresco.

Comentarios