Microsoft presentó en Estados Unidos una nueva versión de su sistema operativo para PC, conocido como Windows 10 S.

Es una versión orientada al mercado estudiantil y que busca competir con las Chromebooks de Google, que, según las últimas estimaciones de IDC, tienen la mitad del mercado estudiantil estadounidense de computadoras.

Las Chromebooks son equipos que corren Chrome OS, un Linux que usa el navegador Chrome para la mayoría de las tareas, y que sumó la posibilidad de correr las aplicaciones de Android el año último. Aunque suelen usar un hardware relativamente modesto, su mayor atractivo está en que requieren mínimo soporte técnico: Google se encarga de las actualizaciones, y la información de los usuarios está en los servidores de esa compañía; es decir, cualquier estudiante puede usar cualquier equipo y acceder a su perfil personal.

Como las Chromebooks, los nuevos equipos con Windows 10 S estarán disponibles para cualquiera. Es decir, se podrán adquirir fuera de un colegio, para uso personal, más allá de que el ámbito estudiantil sea el foco inicial.

La primera en presentar un equipo fue la propia Microsoft, con la Surface Laptop, que es un modelo mucho más caro (y que seguramente tendrá una edición con un Windows 10 convencional) y orientado a estudiantes universitarios: en este caso se trata de una computadora portátil que corre Windows 10 S e incluye una pantalla de 13,5 pulgadas (la más delgada en una laptop, según la compañía), con procesadores Core i5 o i7, 8 GB de RAM, 256 GB de disco, una batería con una autonomía de 14,5 horas, y una carcasa de aluminio; el equipo, como el teclado la Surface Book, está cubierto por un material llamado alcántara, que es suave al tacto, similar al terciopelo, y que le permite ofrecer la Surface Laptop en cuatro colores.

La preventa de este equipo se inicia hoy, con una configuración base con 4 GB de RAM, 128 GB de almacenamiento y un chip Core i5 por 999 dólares; estará disponible a partir del 15 de junio próximo.

Comentarios