Cerca de 80 mil residentes de Fort McMurray, recibieron de las aerolíneas West Jet y Canadian North la original noticia de poder viajar con sus mascotas a bordo, luego de verse obligadas a abandonar sus hogares a consecuencia de los incendio que vienen causando estragos desde hace más de 1 semana.

Según la cadena australiana 9 News, los gatos y perros, además, no necesariamente tenían que permanecer en transportines: podían ir tumbados o sentados junto a sus dueños. Entre las mascotas hay gatos, perros y hasta tortugas.

“No es usual permitir mascotas en la cabina, pero debido a estas circunstancias excepcionales pudimos saltarnos las normas para acomodar a estos animales,” dijo un vocero de Canadian North al Huffington Post.

El resultado: vuelos de los más animados que recordarán tanto los pasajeros como los tripulantes. Y al juzgar por las caras de felicidad de los perros, los pilotos se habrán llevado más de un ladrido de agradecimiento al aterrizaje.

Comentarios